pasos salir armario

Consejos para salir del armario

 

Salir del armario es como coloquialmente se denomina al proceso de contar al mundo que se es LGTB, en América latina le llaman “salir del closet”. No es un proceso sencillo, es comprensible que te asalten dudas, miedos e incertidumbre, los esteretipos en la comunidad gay tampoco ayudan. Hoy, como psicólogo voy a darte algunas recomendaciones que te ayudarán. En las dos últimas décadas hemos progresado mucho en la tolerancia al colectivo LGTBIQ+, pero aún nos queda un largo camino por recorrer. Según en que contextos y situaciones no es fácil comunicar esto.

Los pasos para salir del armario van a depender de las necesidades de cada persona y de sus circunstancias. Los que aquí sugerimos son a modo de orientación.

 

¿Cómo salir del armario?

 

  1. Tener clara cuál es tu orientación sexual: Es el más esencial de todos y el punto de partida. Puede que estés pasando por un estado de confusión por diversas circunstancias o no tengas clara aún tu orientación. En cualquier caso, hasta que no lo aclares no tomes ninguna decisión. El artículo de cómo saber si soy gay puede ayudarte a poner cada idea en su sitio.

  2. Decide el orden de a quien se lo quieres contar: Para dar este paso, la confianza en la persona a la que se lo vas a confesar es crucial, sobre todo previendo que no va a reaccionar de manera desproporcionada o te va a rechazar por ello. En este peldaño sería conveniente decidir el orden que vas a seguir en cuanto a las personas a las que se lo vas a comunicar. Cuando se lo cuentes a alguien, puede ayudarte a seguir adelante en el proceso de salida del armario con las demás personas. Ej. Si se lo cuentas a tu hermano, él puede ayudarte a decírselo a tus padres.

  3. Evalúa las dificultades: Desafortunadamente hay personas que pierden el apoyo de la familia una vez que han revelado “que entienden”. En el peor de los casos hay chicos y chicas que los echan de casa por tener padres tan conservadores que no aceptan bajo ningún concepto a un hijo o una hija que no sea heterosexual. Sabrás que actitud tiene tu familia hacia los LGTB a partir de los comentarios que hacen al ver noticias en la tele, las redes, o cuando alguien saca el tema. Ej. “Pues si yo tuviese un hijo mariquita no lo llevaría bien”… En cuanto a los amigos, la juventud de hoy día es muy tolerante, no obstante, sigue existiendo el bullying (acoso) en los colegios y en los institutos a las personas LGTB. En contextos universitarios suelen ser más tolerantes por la apertura mental de la juventud. Si tus amigos son muy desenfadados y tolerantes con las personas “diferentes” podrías probar a confesarlo, no tienes por qué pasar por esto en soledad. Si van de machitos o son conservadores como los padres que les educaron quizá no sea buena idea. Pero ¿realmente te compensa juntarte con personas así de rígidas?

  4. Valora los pros: Hay personas que están deseando contarle a los demás lo que les ocurre, sus sentimientos y así poder descansar en alguien de confianza. Otras veces ocurre que los padres, hermanos o familiares quieren saber acerca de la vida afectiva de la persona LGTB. Por ejemplo, un chico de 25 que nunca ha salido con chicas les puede despertar la curiosidad a los padres. Hay casos de personas muy tolerantes que lo recibirán con los brazos abiertos, por ejemplo, la madre que estaba deseando que su hijo se lo confiese, o la clásica amiga que le encanta tener un amigo gay.

  5. Pero el mayor beneficio de todos es el poder ser honesto/a contigo misma/a, sin mentir a nadie, expresando libremente tu vida afectiva. Ten en cuenta que la homosexualidad, la bisexualidad o la transexualidad no es nada negativo de lo que uno/a tenga que avergonzarse, son unos sentimientos tan naturales como otros cualquiera.

  6. Si antes de dar el paso sientes ansiedad, practica alguna técnica de relajación: Si nunca le has dicho a nadie que te gustan los hombres siendo de género masculino, las mujeres siendo de género femenino o ambos. O bien que el sexo de tu cuerpo no se corresponde con tu identidad de género. El simple hecho de pensarlo te puede generar ansiedad por miedo al desconocimiento de la reacción de los demás. Antes de hacerlo sería conveniente utilizar alguna de las diversas técnicas existentes para relajarse, así el proceso sería mucho más sencillo. Si no conoces ninguna técnica de relajación puedes ponerte en contacto con algunos de nuestros/as psicologas para que te las enseñe.

 

Quizá también te interese...

¿Cómo es la vida fuera del armario?
contar que soy gay

 

Últimos pasos para salir del armario

 

  1. Utiliza la imaginación para visualizar como sería las situaciones: Puedes utilizar la lista de las personas a las que se lo vas a decir para visualizarlo en la imaginación y utilizar alguna técnica de relajación para rebajar la tensión mientras que lo imaginas. Esto te ayudará a ensayar, a perder parte del miedo y a ganar más auto-confianza. Si este paso te cuesta, un/a psicólogo/a puede ayudarte incluso mediante la terapia online.

  2. Salida del armario: El último paso, el más importante de todos, recurre a la relajación durante el proceso si lo requieres, tómate el tiempo que necesites, busca el momento idóneo, sigue el procedimiento que has ensayado en imaginación con la misma lista y ya que has llegado hasta aquí ¡lánzate!

 

La vida después de la salida del armario

 

Toda decisión que tomamos en la vida tiene sus consecuencias positivas y negativas. Si has sobrevalorado la tolerancia de alguien y le has perdido por confesarle tus sentimientos, recuerda que esa persona no te merece.

 

Puede que este sea un punto de inflexión que te sirva para darte cuenta de quién te quiere de verdad aceptándote de manera integral y quién no. No hay nada negativo, defectuoso o raro en ti, eres una persona con una serie de sentimientos o identidad de género diferente a la mayoría, pero eso no te resta valor. Si hay personas que no comprenden esto, es mucho mejor que estén lejos de tu vida, pues después de todo, son tóxicas para ti, por lo tanto no te benefician las relaciones con ellas porque te subestiman por algo tan íntimo.

 

No dejes que nadie te critique, insulte o humille por ser LGTBIQ+.  Si quien se porta mal contigo es alguien importante para ti o de tu entorno, puedes darle una oportunidad de cambiar diciendo cómo te sientes por el daño que te hace, si no cambia, ¡mándale a freír espárragos! ¡Y sobre todo, quiérete, respétate y acéptate antes, durante y después de la salida del armario!

 

Somos un equipo joven de psicólogos online, algunos de nosotros somos psicólogos lgbt, estamos a tu disposición para acompañarte en este proceso vital tan importante. Pide hoy tu consulta psicológica online con nosotros y empieza tu terapia lgtb :-)

 

quiero decir que soy gay y no se como

Comentarios

Deja tu comentario

{{ message }}
{{ errors.name[0] }}
{{ errors.email[0] }}

Quedan {{ commentLimit }} carácteres

{{ errors.comment[0] }}
¿Te ayudamos?
Chat directo
Hablando con {{ you.name }} Consultas de 5', L a V, de 9 a 15 y de 17 a 23

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Seguro que quieres cerrar tu sesión?
Cerrar sesión
Para crear una cuenta vamos a tener que terminar el chat
Cerrar chat y crear cuenta